sábado, junio 13, 2009

MÉTODO DE DIBUJO DE V. A. BELHER

Los ojos de las figuras humanas coinciden con la línea del horizonte en este dibujo.*

Ilustración de Nicolleta Celelli.

Collage de Tsaplin


Pintura de Lu Jian Jun

El dibujo está especialmente indicado en determinadas dificultades como la anomia de base perceptivo visual y en rasgos de afasia amnésica; también para corregir rasgos de afasia semántica son muy necesarios. El dibujo y su análisis verbal es muy adecuado para todo tipo de niños. Muchas veces no se enseña la técnica del dibujo a los niños. Todos los niños podrían salir de las escuelas siendo unos buenos dibujantes. Desgraciadamente no es así en la mayoría de los casos.

MÉTODO DE DIBUJO DE V. A. BELHER
Este modelo de intervención del ruso V. A. Belher nos propone siete sesiones preparatorias para llegar a conseguir que el niño logre realizar composiciones gráficas. La realización de los trabajos en hojas pequeñas le permite al niño orientarse mejor en el espacio de la hoja y se obtienen resultados de mayor calidad. Colorear grandes espacios exige del niño un considerable esfuerzo físico, que le produce cansancio y, consecuentemente, pierde el interés por el trabajo. La utilización de formatos pequeños permite evitar dichos fenómenos negativos. Para los niños con diagnóstico de autismo, el dibujo puede ser un medio de expresión, pero también puede usarse como método de desarrollo y control de la percepción visual, de la motricidad óculo manual y como método para establecer semejanzas y diferencias entre imágenes. Casi siempre, cuando se habla de la evolución del dibujo infantil, se hace referencia a procesos de desarrollo que han cursado sin verdadera instrucción de las técnicas fundamentales para aprender a dibujar. “Pintar como los pintores del renacimiento, me llevó unos años, pintar como los niños me llevó toda la vida”. Picasso. Parece que resulta difícil concluir que los niños no saben dibujar, en términos generales, aún sin instrucción. Muchos de ellos descubren por sí solos refinados principios técnicos. Pero parece que muchas de esas cualidades desaparecen con el paso de los años."Todo niño es un artista. El problema es cómo mantenerse siendo niño una vez que se ha crecido”.
Picasso. Así que, a pesar de todo, parece una buena guía enseñar técnicas cuando ellos solos no las descubren.

1. DESARROLLO METODOLÓGICO

1ª. Sesión

Tema: «Orientación en el espacio del plano del dibujo (hoja). Elementos de expresión gráfico-lineal, trazo, contorno».

Finalidad de la clase: enseñar a orientarse en el espacio de la hoja: dónde está su centro, su parte superior e inferior, su lado derecho e izquierdo.

1er Ejercicio:

En el centro de la hoja se dibuja un círculo, en las partes superior e inferior de dicho círculo, triángulos; a su derecha e izquierda, cuadrados. Mediante preguntas y contestaciones se determina la posición de cada figura con relación al centro, es decir, al círculo. En el proceso de explicación, además de resolver la tarea de orientarse en el espacio de la hoja, es decir, en el plano del cuadrado, se produce la familiarización de los niños con los nombres de las figuras gráficas relacionadas con los nombres de uno u otro color.

2° Ejercicio:

Es básicamente análogo al primero, pero en éste aparecen imágenes de objetos muy conocidos por los niños: juguetes, plantas, etc.

Los niños dibujarán con lápices de color las figuras geométricas que les dicta el maestro situándolas en las correspondientes partes de la hoja.

Determinación de los elementos que componen la expresión gráfica. Análisis conjunto con los niños de los medios especialmente seleccionados para realizar la imagen gráfica. Dichos medios son sencillos. Las figuras están compuestas de diversos tipos de líneas: curvas y rectas, largas y cortas. El educador explica que la línea corta es un trazo, etc. Seguidamente, los conocimientos recientemente adquiridos se verifican en un dibujo sencillo que se realiza en él dorso de la hoja utilizada al comienzo de la clase. El dibujo puede reflejar lo siguiente: en el plano posterior un río, le sigue hasta el plano del horizonte un campo, en el horizonte, en la orilla del río hay casas, crecen árboles, en el cielo hay nubes, luce el sol. El dibujo se va rellenando paulatinamente con líneas de distintos tipos. Las explicaciones tienen que ser claras. Se indica la línea del horizonte que divide el espacio de la hoja en dos partes, en el cielo y la tierra. Hay que inducir a los alumnos desde el primer momento a trazar en el dibujo la línea del horizonte para evitar que cometan los típicos errores de composición. A continuación y según lo crean oportuno, los niños pueden completar el dibujo con otros elementos. Pueden dibujar personas, barcas, etc. Si el dibujo se realiza en colores, antes de comenzar se determinan los que se van a utilizar en la composición.

Los dibujos definitivos se analizan y comentan colectivamente. Esto les obliga a los niños a esmerarse más, a afrontar la clase con mayor responsabilidad, se dan más cuenta de los errores cometidos, etc.


2ª Sesión

Tema: «Transmisión de la profundidad del espacio».

Siguiente etapa de trabajo —análisis de las expresiones gráficas. Para ello pueden utilizarse reproducciones de cuadros, diapositivas, transparencias, ilustraciones de libros, etc. La finalidad de este tipo de análisis radica en aclarar los principios de expresión de la profundidad espacial. Con la ayuda del maestro, los niños asumen una ley, como puede ser la reducción del tamaño de los objetos en relación con la distancia. Cuanto más lejos de nosotros se encuentra un objeto tanto más pequeño se ve y se representa. En el proceso del análisis los niños se topan con el concepto de los planos de expresión frontal, central y de fondo. Al mismo tiempo se afianzan los conceptos de los tipos de líneas y de la línea del horizonte estudiados en la sesión anterior. Al final del análisis se saca la siguiente conclusión: la profundidad del espacio en el dibujo se trasmite reduciendo el tamaño de los objetos representados en la medida de su alelamiento del plano frontal en relación al del fondo.

Para afianzar dicho concepto se lleva a cabo un trabajo gráfico. Ejemplo de temas para los dibujos: «en la casa de campo», «en el pueblo», «en el prado», «en el campo», etc. La elección de los temas depende del deseo de los niños, pero en cada uno de los dibujos debe trasmitirse obligatoriamente la profundidad del espacio.

3ª Sesión

Tema: «Composición. Análisis de los elementos. Dibujo de un parque infantil»

Al comienzo de la clase se realiza un rápido control de los conocimientos gráficos. Los niños observan diversas ilustraciones, nombran diferentes temas de los dibujos, resaltan varios elementos de la composición y su posición (izquierda, derecha, abajo, arriba, en los planos frontal, central o del fondo), determinan la distancia entre los objetos (más lejos, más cerca).

Después de indicar el maestro a los niños el tema del trabajo gráfico que van a realizar, les sugiere que recuerden qué objetos suelen aparecer en un parque infantil. En este caso, se recomienda mostrarles un dibujo o diapositiva de un parque infantil. A continuación, utilizando hojas de papel pequeñas, los niños aprenden, con la ayuda del maestro, a dibujar, un tobogán, escaleras, una seta, un foso de arena, columpios, etc.

Solamente después de haber dibujado todos los elementos por separado pueden centrarse en la composición.

4ª Sesión

Tema: «Exposición de la dirección de la superficie».

La explicación de la nueva materia comienza por la delimitación del concepto superficie, es decir, la parte visible exterior del objeto. Puede orientarse en distintas direcciones. Con la ayuda de hojas de cartón, papel de color o de una chapa de madera, el maestro indica a los alumnos que la superficie puede ocupar un plano (posición) horizontal, vertical o inclinado. Este conocimiento se afianza con los siguientes ejemplos: una pared, el tejado de la casa, la tapa de una caja, etc. Seguidamente, el maestro en el encerado y los niños en sus blocs dibujarán tres rectángulos distribuidos en diversas direcciones. Al colorearlos hay que insistir en que el trazo realizado en dirección de la superficie acentúa la impresión de la orientación.

Finalizada la sesión con un trabajo práctico cuyo tema es «el camping turístico». Las explicaciones y el trabajo de los niños transcurre de la siguiente manera:

1) muestra de dibujos, diapositivas, ilustraciones, etc., que habla acerca de
campings, turistas, marchas, etc.,
2) muestra de diversas variantes de composición,
3) trabajo individual de los niños (dibujos), y
4) análisis del trabajo realizado.

5ª Sesión

Tema: «Representación y elaboración de la superficie de los objetos».

Se necesitarán para la clase diversos juguetes u objetos elaborados de diferentes materiales (madera, plástico, etc.) y de distinto tipo de superficie. Observando y tocando dichos objetos, los niños se familiarizan con conceptos que caracterizan las distintas superficies, a saber, liso, granulado, puntiagudo, etc.

Después de ver algunas ilustraciones que representan objetos con diferentes superficie, y una vez discutido el problema (preguntas y contestaciones), el niño llega a la conclusión que dichas superficies pueden representarse en un dibujo con la ayuda de diferentes tipos de líneas: cortas y largas, en ondas y rectas, gruesas y finas.

El trabajo práctico se compone de dos etapas. En la primera, los niños dibujan con la ayuda del maestro un puercoespín y un pollito (simplificados). Variando el grosor del trazo deben expresar lo puntiagudo y lo vaporoso. En la segunda etapa, los alumnos ya trabajan solos haciendo una composición en la que deben incluir, según el deseo de cada uno, algún animal. Se dibuja con lápices de color.

6ª Sesión

Tema: «Cubrir unos objetos con otros. La calle de la ciudad».

Aquí, el maestro debe explicar a los alumnos que un objeto puede estar cubierto o tapado, por otro u otros objetos. Uno de los errores más frecuentes en los dibujos de los niños es la distribución de todos los objetos en filas. Por esta razón es tan importante este tema, tanto en el plano de aprendizaje artístico-plástico, como en el gráfico.

Puede comenzarse indicando a los niños la forma en que están distribuidos los muebles en la clase, por ejemplo, el armario, el encerado, etc. Hay que hacerles ver que, por ejemplo, la lámpara está sobre la mesa, que el proyector está sobre una mesita, que el armario tapa parte de la pared, etc. A continuación se hacen las mismas observaciones mirando ilustraciones, dibujos o diapositivas. Es conveniente, que lo último que se muestre sea la diapositiva o un dibujo de una calle de la ciudad. En la discusión se concretan diversos elementos, como: edificio de muchos pisos, coches, árboles, peatones, tiendas, etc. Aquí deben emplearse ampliamente los ya conocidos términos: plano frontal, central, de fondo, horizonte, etc.

Para llevar a cabo esta tarea, puede hacerse de cartulina la imagen plana de un coche o autocar. Dichas figuras se sobreponen en un dibujo de una calle de la ciudad. Al mover el coche de cartón por la calle, los niños pueden ver que la parte por donde se desplaza el autocar o el coche está cubierta y no se ve. Lo mismo puede realizarse con otros materiales, cristal, celuloide, etc. Pueden recortarse las ventanillas del coche, de esta manera el desplazamiento se hace más claro.

Al final de la sesión se les propone a los niños que dibujen una calle urbana.

7ª Sesión

Tema: «Concepto de la composición. Distribución de los elementos sobre un plano».

En esta clase los niños se hacen una idea de lo que es la composición del dibujo y qué papel juega en la percepción de lo representado. El maestro les tiene que explicar, que la distribución de las figuras en el dibujo no debe ser causal, sino premeditada según las intenciones del autor. Al hacerlo, hay que darse cuenta de que existen elementos principales y secundarios. Los principales deben destacarse mediante el tamaño y colorido. Dichos elementos no necesariamente deben estar en el centro del dibujo. Todas estas explicaciones deben ir acompañadas por dibujos, diapositivas, etc. Para mayor claridad, pueden hacerse casitas, coches, figuras, etc., de papel de distintos colores que luego, los niños van colocando (con alfileres) sobre una hoja de papel. De esta forma puede realizar varias composiciones. En calidad de trabajos prácticos se propone hacer un dibujo cuyo tema es «Regata de veleros». Primero, el maestro habla acerca del deporte de la vela apoyando su charla con ilustraciones. Seguidamente, los niños aprenden a dibujar veleros (utilizan hojas de papel sueltas) y, finalmente, hacen el dibujo completo sin ayuda.

Es importante llamar la atención de los niños sobre las velas tensas, profundidad del espacio, el estado del tiempo, la solemnidad de este tipo de regatas, etc.

2. CONCLUSIONES

A modo de conclusión hay que destacar, primero: que en todo este proceso juega un importantísimo papel el trabajo verbal, tanto por parte del maestro como por la de los alumnos.

Segundo: la tarea principal de las sesiones consiste en enseñar a los alumnos a percibir correctamente las representaciones gráficas.

Tercero: los alumnos deben aprender a: orientarse en el plano espacial de un cuadro, determinar y nombrar el lugar donde se encuentran situados los objetos o elementos representados (más bajo, más alto, a la izquierda, a la derecha, más lejos, más cerca), saber encontrar el centro de la composición, destacar en el dibujo lo fundamental, lo esencial, trasmitir verbalmente el contenido de las representaciones (imágenes) gráficas.

Cuarto: la eficacia del trabajo será alta sólo en el caso en que en el proceso de aprendizaje se considere como mecanismo global de percepción.

Quinto: la enseñanza de la percepción de imágenes gráficas está estrechamente unida a la utilización de gran cantidad de material ilustrativo. Las ilustraciones seleccionadas por el maestro para trabajar en clase deben responder a exigencias determinadas. El contenido de los dibujos debe ser fácilmente captado por niños. De esto se desprenden las siguientes condiciones que debe reunir el material ilustrativo: claridad y exactitud de la composición, exactitud gráfica de la imagen, el dibujo no debe estar saturado de elementos de composición, debe prescindir de elementos pequeños o poco definidos, los elementos principales de la composición deben estar claramente trazados.
ooo
oo
o



Notas y dibujo* de Lisandro Aguilera: dibuja paisajes y aprende algunos secretos que te ayudarán a trasladar un espacio abierto a la bidimensión del papel. Necesitas lápiz, papel, goma de borrar:

1 Comienza haciendo la división entre el cielo y la tierra, la línea del horizonte. Para esto no tomes en cuenta los desniveles del terreno (colinas, valles, montañas, etc), sólo haz una recta divisoria.
2 Ten en cuenta que la línea del horizonte siempre se nos presenta a la altura de nuestros ojos. Haz la prueba, ponte en cuclillas y párate mirando la horizonte y verás que el horizonte baja y sube junto contigo.
3 Ubica en el plano, por debajo de la línea del horizonte, las cosas y objetos que están en tierra y, por encima de esa línea, lo que aparece en el cielo.
4 Ten en cuenta que siempre lo que ves más cercano es proporcionalmente mayor a lo que ves más lejos.
5 En el plano inferior a la línea del horizonte, (tierra) lo cercano se apoya por debajo de lo menos cercano, de modo que cuanto más lejos esté lo que ves, más cerca de la línea del horizonte lo dibujarás. En el plano que corresponde al cielo sucede lo mismo pero invertido.
6 Por último ten cuenta que lo cercano debes dibujarlo con mayor nitidez y detalle que lo lejano.
Importante

· Intenta mantener un estilo de dibujo en toda la composición, por más que lo lejano no necesite de tanto detalle, no lo desestimes. Toda la composición es importante, no sólo la figura central.
000
00
0

3 comentarios:

anabel dijo...

¡Qué bien nos viene este artículo, Eduardo! A Erik le encanta dibujar, y cada vez tiene más variedad de temas. Además, se le da muy bien.

Sólo una cosa, y es el tamaño del papel. Él dibuja tanto en DINA3, como en DINA4. El problema es que el DINA4 se le queda "pequeño" en varias composiciones, así que pega varias hojas con celofán.
Vamos, que necesita hojas muy grandes, ja,ja.
No se cansa de dibujar y de colorear, si por él fuera, querría aún hojas más grandes,¿qué hacemos con el tamaño?

Muchos besotes

Eduardo Carbonell Cruz dijo...

Hola Anabel:

Ya he visto que le interesan muchos temas. Me encantan los dibujos de animalitos en sus madrigueras, bien en el suelo, o en un árbol. Está claro que el dibujo le va ayudar enormemente a diversificar sus intereses. Erik ha descubierto ya parte de las técnicas a que hace referencia el artículo, y otras, está en vías de hacerlo. El dibujo suyo de la cocina, y en la ventana pequeña, a la izquierda, ha dibujado la casa de enfrente, con su puerta y su reja; un coche circulando por la derecha y un árbol donde las puntas de las ramas superiores tímidamente tapan el coche. Él ha tomado una perspectiva de "picado", viendo toda la escena desde arriba.
Si él no se cansa, no hay problema en que dibuje y coloree como le plazca. Pero a medida que le enseñes las técnicas necesarias irá haciendo uso de ellas. El método es muy efectivo. Pienso que no tendrá dificultades en acomodar un dibujo a tamaños de papel mucho menores. Haz la prueba. Llevar el tamaño de la cocina a DINA4 es ya toda una reducción, que además conserva los tamaños relativos de personas y objetos. También hay que ayudarlo a percibir los objetos en formas menos unívocas. Si le pides a alguien que dibuje un zapato, pocos lo harán de modo que se perciba un primer plano de toda la suela. Los tamaños grandes requieren un tipo de control motor y los tamaños pequeños otro. Es más fácil trazar una recta de 0,5 cm, que de 7 cm. Así que, en general, menores tamaños dan mejor calidad. Pero no se trata de sustituir radicalmente su modo de proceder actual por otro. Él solo, hará la integración de lo viejo y lo nuevo. El método hace mucho uso del análisis verbal, y de incrementar la riqueza de las observaciones de láminas y objetos. Si se sigue al pie de la letra, los resultados son sorprendentes.

Saludos cordiales.

anabel dijo...

Muchísimas gracias, Eduardo.

El dibujo es muy importante para Erik, una gran forma de expresión desde los 3 años.
Incluso hemos combinado el dibujo con pequeñas figuras recortables y desarrollamos pequeñas historias interactivas y juegos de rol.

Ya te iré contando cómo avanza Erik, porque nos vamos a poner con ello.

besotes.